Emilio Calderón, Premio de Novela Fernando Lara con una obra sobre el gueto judío que los japoneses levantaron en Shanghai

El andaluz Emilio Calderón (Málaga, 1960) se convirtió en el ganador del XIII Premio de Novela Fernando Lara con una obra de ficción sobre la comunidad judía en la Shanghai, ocupada por los japoneses durante la Segunda Guerra Mundial, vista a través de los ojos del cónsul español en la colonia. El galardón, convocado por el grupo Planeta y la propia Fundación José Manuel Lara, está dotado con 120.000 euros. Calderón, autor de la obra ganadora que lleva por título ‘El judío de Shanghai’, es licenciado en Historia Moderna. Se inició escribiendo ensayos históricos, como ‘Historias de las Grandes Fortunas de España o Amores y desamores de Felipe II’, y en 1995 comenzó a escribir novelas juveniles y cuentos para niños. Gran aficionado al cine, estudió esta materia en el Taller de Artes Imaginarias.

Entre otros títulos, ha publicado ‘El mapa del creador’, ‘El secreto de la porcelana’ y, con anterioridad, ‘Con los animales no hay quien pueda’, ‘Retrato de un detective enamorado’ y ‘La momia que me amó eternamente’. Al premio concurría bajo el pseudónimo de Stevenson, y presentó la obra bajo el título de ‘La ciudad sobre el mar’, en la que novela la vida del único gueto judío que no estuvo controlado por los nazis.

Más de 220 novelas competían en esta edición de los premios, entregados como ya es habitual en el transcurso de una cena en el Real Alcázar de Sevilla. La mayoría de las obras procedían del territorio español (con Andalucía, Madrid y Catalunya a la cabeza), mientras que 30 venían del continente americano y una del resto de Europa. El jurado, formado por Ángeles Caso, Fernando Delgado, Juan Eslava Galán, Antonio Prieto y Carlos Pujol, destacó la calidad de los trabajos presentados. Al igual que en anteriores ediciones, las relaciones humanas han estado presente en muchas de las novelas finalistas, entre las que han destacado también las de corte histórico (inspiradas sobre todo en la primera mitad del siglo XX), e incluso alguna con el narcotráfico o historias policíacas de fondo. En años anteriores recibieron este galardón «El alma de la ciudad», de Jesús Sánchez Adalid -la pasada edición-, «Muertes Paralelas» de Fernando Sánchez Dragó (2006); «El secreto del rey cautivo», de Antonio Gómez Rufo (2005); «El último laberinto» de Mercedes Salisachs (2004) o «Lobas de Mar», de Zoé Valdés (2003).

Durante la cena también se entregaron los premios Manuel Alvar de Estudios Humanísticos, que en esta sexta convocatoria han recaído en el ensayo «Séneca, cortesano y hombre de letras», del profesor Francisco Socas; y el V Premio de Biografía Antonio Domínguez Ortiz, que ha sido para la obra «Alejandro Sawa, luces de bohemia», de la también profesora Amelina Correa Ramón. Ambos premios literarios, dotados cada uno con 18.000 euros, se convocan en memoria de estas dos personalidades del mundo de la cultura y la investigación que fueron patronos de la Fundación.

El propio presidente del Grupo Planeta, José Manuel Lara, también recibió este viernes el Premio Montblanc a la Cultura, con el que la firma ha querido subrayar su labor de mecenazgo en favor de la creación literaria y el fomento de la cultura. Lara agradeció la concesión del galardón, instaurado el mismo año en que se creó la Fundación Lara y que con anterioridad recayó en Susan Sarandon, el escritor italiano Alessandro Baricco y el artista japonés Eiichiro Fukase.

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información estadística del uso de nuestra página web y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACEPTAR
Aviso de cookies